Parecer

Por  traidor e’ pa’ fuera  que va!

Teo TorresEn todo el pueblo dominicano se siente una euforia colectiva sin precedente que aspira y ansía inmensamente un cambio radical de las actuales autoridades que nos gobiernan.

Por todos los rincones de República Dominicana, desde Cabo Engaño, provincia de La Altagracia hasta Cabo Rojo, provincia de Pedernales, sólo se escucha de labios del ciudadano más sencillo al más encumbrado  a una sola voz: “ El cambio va porque va”.

Y ese cambio va el próximo 5 de julio 2020 con Coronavirus o sin Coronavirus.

Esa cúpula rancia, nefasta, siniestra,corrupta,perversa, nauseabunda y sin el más mínimo escrúpulo enquistada en el Palacio Nacional y otros estamentos del Estado tiene que ser desalojada del poder urgentemente.

Así lo quiso el actual presidente de la República  Danilo Medina Sánchez, desde el momento mismo en  que se convirtió en el armador y rector de un grupo de diseñadores de juguetes pensando que los demás eran   muñequitos.

Pero los dominicanos, por suerte, nos percatamos a tiempo de la intención no muy halagüeña del hombre que se vendió ante el mundo como todo un demócrata.

Mintiéndole sistemáticamente al pueblo, Danilo Medina y su hueste perversa y corrupta estaba prohijando y construyendo  paulatinamente, pero sin pausa,  la base para estructurar una nueva dictadura en la República Dominicana.

Su proyecto dictatorial  fue develado por su antiguo compañero dentro del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) doctor Leonel Fernández y el líder de entonces de la oposición política licenciado Luis Abinader.

Tras su fallido intento de modificar la Constitución de la República para presentarse como candidato del PLD por un tercer período consecutivo, entonces decide  nombrar al  títere que hoy lo representa en ese lugar Gonzalo Castillo.

Gracias  a Dios, la traición no tiene cabida en ningún escenario sobre la faz  de la tierra y hoy la luz refulgente del otrora poderoso partido de la bandera morada y la estrella amarilla se  ha apagado  y  su candidato presidencial  para las  elecciones del próximo 5 de julio, señor Gonzalo Castillo,  es rechazado, llegando al extremo  de que  ha  resultado una especie de un fósforo mojado: nunca ha podido encender.

La gran mayoría de los electores lo consideran  como el político más torpe, descerebrado e incapaz porque no sabe  estructurar la idea más vaga respecto a cualquier problemática política, social y económica del pueblo que frustratoriamente aspira a gobernar.

Por su escasa capacidad de discernimiento, los dominicanos lo ven como un peligro para ocupar la elevada función de  jefe de Estado, más en las  actuales circunstancias de la crisis sanitaria que enfrenta nuestro país y el mundo, que con evidencia se  espera devenga en una crisis económica de proporciones imprevisibles.

Ahora, el engendro político de Danilo Medina, ha quedado descartado por los electores dominicanos y todas las encuestas de preferencias  indican que en las próximas elecciones habrá UN CAMBIO de  autoridades en la dirección del Estado.

En el escenario político vernáculo  se presenta a los candidatos presidenciales Luis Abinader, por el Partido Revolucionario Moderno (PRM) y al doctor Leonel Fernández Reyna, por el Partido Fuerza del Pueblo (FP) y un bloque de partidos aliados, entre ellos como uno del posible próximo presidente de la República.

De eso que no le quepa la menor duda a nadie. Así lo quiso Danilo Medina.

!Ya veremos!

El autor es periodista y abogado

Etiquetas

Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Adblock Detected

Please consider supporting us by disabling your ad blocker